Coreografías, Maestros y Uaiominí

Comentarios desactivados

Los lunes, y más aún si son de un mes tan frío como diciembre, no nos gustan a casi nadie. Pero podemos disimularlo un poco echando la vista atrás y repasando algunas de las cosas vistas en Eurovisión. Inauguramos el «Hoy nos gusta» con:

Coreografías alocadas. Los bailarines de Eva Santamaría en el ’93 iban totalmente desenfrenados al ritmo de la música: mano p’arriba, mano p’abajo, patada voladora, y vueltas a lo Bisbal… ¡unos innovadores! Por no hablar de esa mezcla de traje largo de noche para ella con chalecos sacados de la fiesta de Navidad de un colegio mayor rematados con una buena visera para ellos. Eso sí, al menos consiguieron no caer al suelo como Silvia Abril intentando hacer el brikindans.

Que dirija la orquesta el maestro Eduardo Leiva. Desde que la música es enlatada y no interpretada en directo por una orquesta que ni la del tradicional concierto de Año Nuevo, se perdió ese primer plano del maestro Eduardo Leiva al comienzo de la representación española. Lo mismo le daba a la batuta con un flamenco-pop Bandido que con un ochentero Valentino. Qué tiempos aquellos, Venancio…

Uaiominí, tuelf points. Reconócelo. Tú también le has dado «tuelf points» a Uaiominí en algún momento de tu vida. No pasa nada, ¡te queremos! Aunque ahora que hacemos memoria, el momento ‘Cry baby» de Jemini en el 2003 fue definitivamente lo más lejano que se puede estar nunca de semejante puntuación (de hecho así les fue, UK quedó última con cero puntos por primera vez en su historia). A no ser que te gusten las canciones interpretadas por gatos atropellados. En ese caso sí.

¡Que tengáis una buena semana!